4.1.08

Está la blogosfera (al menos la de IU) posicionándose en contra del canon. Pero yo estoy de acuerdo. Vamos a ver, obviamente los autores tienen derecho a que tú les pagues por oírles (o leerles, o mirarles,...) -al menos los que están con la SGAE, que el resto no sé porqué no están-. Además el argumento ese de que si alguien se compra un disco para grabar la boda de su primo no tendría porqué pagar es una falacia, porque antes o después todo el mundo piratea y el canon que se paga es muy inferior a la multa que habría que pagar si te pillaran, así que cobrarte por cada CD a mí me parece hasta justo.
Es por esto que estoy de acuerdo con el canon. Aunque creo que se han quedado cortos. Ya que se ponían, podrían haber previsto también que todos (absolutamente todos y quien diga lo contrario miente y es un mal católico) los adolescentes que se compran un móvil con cámara lo hace con la intención de apalear mendigos o retrasados mentales y colgarlo en el youtube. Para estos casos propongo un canon para los móviles con cámara (porque graban), los ordenadores (porque almacenan las grabaciones) y todo tipo de cable (porque une aparatos). Eso sí, estará restringido a los menores de edad, que son quienes delinquen. El canon lo gestionará la SGI (sociedad de gestión de indemnizaciones), que redistribuirá el dinero a las víctimas que sean socias (si alguna víctima no se hace socia es su problema). Además, dado que ya se estará pagando por el delito, la policía podrá dedicarse a otra cosa y no a perseguir a mendigos chamuscados.
Bueno, pues eso. Que canon sí, pero más.

3 comentarios :

Pensador Borroso dijo...

Mmmmm, no se, no se.... ¿Esto es en serio?¿o es que no he pillado la fina ironia?
Tanto polvorón me está afectando al cerebro.

MiKeL dijo...

Pues a mi el canon no me parece tan mal.

Si con ello se reconoce de facto que es un derecho, legítimo y legal bajarse cosas por Internet e intercambiar cultura, bienvenido sea.

Lo que pasa que se enfoca, intencionadamente me temo, de una forma inadecuada.

A nadie le están tomando por delincuente, ya que de hecho bajarse películas y música de Internet es TOTALMENTE LEGAL en este pais, igual que es legal grabarte un disco que te preste un colega.

Y entonces se pone un canon, indiscriminado, eso si es cierto, para compensar a los autores que se ven perjudicados por la copia privada LEGAL.

No es una multa ni nada por el estilo porque no estamos haciendo nada ilegal, es una especie de impuesto "compensatorio".

¿Indiscriminado? Sí. Y lo ideal sería que no lo fuera. Es uno de los inconvenientes de esta medida.

Pero ¿No pagan mis impuestos los colegios de vuestros hijos? ¿No pagas con tus impuestos las autovías aunque no tengas coche? Pues esto es lo mismo.

Y la única solución que se me ocurre sería que se pagara la compensación a los artistas con nuestros impuestos, pero ¿No es eso aun más discriminado?

Es decir, ahora, al menos, solo pagaremos el canon los que compremos soportes de almacenamiento de datos, más indiscriminado sería que se compensara a los autores con parte del IRPF o del IVA. Precisamente gravar los soportes es un intento de que no sea tan indiscriminado el canon.

Por eso me parece un mal menor, y insisto, si el canon me va a permitir bajar gigas y gigas de música del emule, bienvenido sea. Ahora bien, lo que no se puede es llevar la doble moral de la SGAE de dar la bienvenida a este canon por un lado, y por otro decir que bajarte cosas de Internet es robar.

Hablando de la SGAE, que no tiene mis simpatias ni muchísimo menos, yo les quitaría de enmedio y encargaría a lo público, al estado, repartir las compensaciones. No me fio de que lo haga la SGAE.

A parte de esto, y con todo lo anterior, siempre se dice que los autores y editores tienen que abandonar el modelo de negocio de grandes discográficas porque internet esta acabando con este modelo. Pues bien yo creo que el canon ayuda precisamente en esta misión.

Pedro dijo...

Yo más bien creo que es capitalizar una de las pocas cosas que quedaban sin hacerlo. Lo próximo será pagar por respirar.

Y por otro lado, el dinero que pagas por canones y demás historias va para una ¿organización? que se lucra y que le deja a los autores las migajas de las migajas.

Por estas dos razones fundamentales me parece vergonzoso que un gobierno de ¿izquierdas? siga poniendo puertas al campo, más aun viendo que los únicos que salen ganando son unos caciques del tres al cuarto.

Un saludo